Cuidatree

Cuidatree. Protectores agrícolas ecológicos

MINADORA DE LOS BROTES Y FRUTOS

MINADORA DE LOS BROTES Y FRUTOS
(Anarsia lineatella Zell.)

Información sobre la Minadora de los Brotes y Frutos en Frutales de Hueso y Pepita y medidas de protección ante una plaga.

Descripción:

Especie de origen euro-asiático, frecuente en la Europa templada y mediterránea. Es una plaga que ataca a frutales de hueso como el melocotonero, nectarino, albaricoquero, ciruelo y almendro. Los adultos de anarsia miden 10-16mm de envergadura, alas anteriores grises con manchas y rayas longitudinales diseminadas, alas posteriores más anchas y claras. Los huevos de color amarillento miden 0,3-0,5mm. Las larvas miden de 14-16 mm, presentan la cabeza negra y el cuerpo de color castaño y aspecto anillado al tener una línea parda en el límite de cada segmento, que les hace fácilmente identificables. La crisálida es de color castaño. Las larvas penetran rápidamente en los brotes sin deambular por ellos previamente y no ingiriendo los primeros bocados del material devorado, ello hace que sean mucho menos susceptibles a los insecticidas. Luego excava una galería descendente hasta encontrar la zona lignificada, momento en el que sale al exterior y se introduce en otro brote, pudiendo la misma larva destruir entre 2 y 4 brotes La larva tarda entre 2 y 3 semanas en completar su desarrollo. En total la polilla oriental tiene 5 vuelos, el primero en marzo y los restantes en junio, julio, agosto y septiembre-octubre. También puede elegir en la mudanza un fruto, pero sólo es frecuente esto cuando el fruto está a menos de 40 días de su recolección. Existe cierta tendencia de la plaga a penetrar en el fruto por las proximidades de la zona peduncular.

La minadora de los brotes y los frutos en los frutales de pepita y hueso

Síntomas y daños:

Las larvas suelen atacar tanto a brotes como a frutos. En los brotes producen galerías al penetrar en ellos desde la parte apical y con trayectoria descendente, provocando la aparición de gomosis, la marchitez y seca del mismo. Este daño tan solo puede tener importancia en plantaciones jóvenes o viveros. En frutos los ataques son más perjudiciales, ya que la larva penetra preferentemente por la zona peduncular y se dirige al hueso depreciando la fruta e incluso produciendo la caída prematura de la misma.

Periodo crítico para el cultivo:

Las larvas de la generación invernal atacan a los brotes jóvenes y esto suele ser con la aparición de las primeras hojas, aunque también pueden dañar a los pequeños frutitos. Las siguientes generaciones producen daños en frutos siendo el periodo desde mayo a septiembre.

Minadora de los brotes y los frutos en el almendro y los frutales de hueso

Seguimiento y estimación del riesgo para el cultivo:

Para el seguimiento de las poblaciones se deben colocar trampas tipo delta, cebadas con feromona sexual y suelo engomado, visitándolas al menos una vez a la semana para contabilizar los adultos capturados.

Medidas de prevención y/o culturales:

Eliminación y destrucción de los frutos atacados, siempre y cuando el insecto siga alojado en ellos.

Umbral/Momento de intervención:

Los tratamientos estarán justificados cuando se sobrepase alguno de los siguientes umbrales:

  • 1% de frutos atacados
  • 3% de brotes atacados en árboles menores de 3 años
  • 10% de brotes atacados en árboles mayores de 3 años
  • 25 capturas por trampa y semana

PROTECTORES RECOMENDADOS PARA FRUTALES DE PEPITA O HUESO

Variedades: Albaricoque, Nectarina, Cerezo, Paraguayo, Ciruelo, Melocotonero, Manzano, Peral.

Protectores Cuidatree recomendados para frutales de pepita o hueso:

    • 40×14
    • 35×20
    • 55×20 perforado

Medidas alternativas al control químico:

Además de los medios señalados en este apartado, para minimizar el uso de los medios químicos, hay que considerar las medidas de prevención y/o culturales, pudiendo ser alternativas al control químico.
 
  • Medios biotecnológicos: La técnica de confusión sexual está dando buenos resultados, es fundamental para el éxito de esta técnica aplicarla en parcelas de suficiente tamaño y colocarla en la plantación antes de que se inicien los primeros vuelos.
  • Medios químicos:  Los tratamientos en prefloración reducen los niveles de población invernante de la plaga. Realizar tratamientos sobre los primeros estados larvarios y a partir de la caída de pétalos, coincidiendo con el máximo vuelo de cada generación, con productos registrados. Se podrán utilizar los productos fitosanitarios autorizados en el Registro de Productos Fitosanitarios del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente.

Bibliografía:

Fichas del Servicio de Sanidad Vegetal del Gobierno de Extremadura.

Enemigos animales de las plantas cultivadas y forestales. Tomo II. Juan Gostinchar. Ediciones Occidente S.A.